cabello graso

Cuando tienes el cabello graso es una molestia tener que estar casi siempre lavándote el pelo porque sabes que, de un día para otro, éste pierde volumen y se vuelve graso en poco tiempo (normalmente entre 24 y 48 horas después de lavarte el cabello).

Puede que pienses que con un tratamiento puedes deshacerte fácilmente de la grasa pero hemos de decirte que no es así. La grasa, como la caspa, puedes mantenerla a raya pero nunca conseguirás que ésta desaparezca. Ni siquiera es posible que consigas mantenerla tan alejada como la caspa y es posible que, lo más que consigas, sea tener el pelo limpio unos 3 o, como mucho, 4 días, pero irá bajando de volumen y “chupándose”, ennegreciéndose más. Eso es la grasa.

En el mercado podemos encontrar muchos champús y tratamientos relacionados con la grasa y, en realidad, no podemos decirte cuál de ellos funcionará en ti porque depende mucho de tu cuerpo y tu cabello. Hay quienes reaccionan muy bien a champús de limón y otros que requieren otros productos como champús de salvia o ampollas para contrarrestar la grasa.

Hace tiempo oí un remedio que dió resultado pero cualquiera aguantaría. Se trata de estar un mes entero sin lavarse la cabeza. En ese mes la grasa va apareciendo y, al llegar al mes y lavarnos el pelo, hace que el cuero cabelludo no tome los productos (champús, cremas, etc.) tan mal como antes, lo que conseguimos mantener el pelo más limpio y más tiempo. Pero, claro, ¿quién puede estar un mes sin lavarse el pelo, con lo que pica cuando notas la grasa?